Saltar al contenido

*4 SUGERENCIAS> Para encontrar el amor con tu Timidez

  • por
Timidez y amor

Aguantar la mirada de un chico nos parece imposible. Le basta con que gire la cabeza en nuestra dirección para que nuestras mejillas parezcan una puesta de sol en una tarde de verano.

Entonces, acércate a él, coquetea con él, quédate con él… Eso lo delegamos a l@s que tienen el seguro bien instalado.

Somos incapaces de hacerlo. Solo la idea de ir a ver a ESTE tipo para preguntarle su nombre, seria el comienzo de un infarto.

Timidez y amor
Timidez y amor
  • Nuestra timidez no deja mucho lugar al amor. Aún así, sería genial experimentar este r0manc3 romántico del que todos hablan.

¿Podemos saber eso, sin tener que pasar por todos los sacrificios (inaccesibles para nosotros) del coqueteo?

La timidez no existe. Tengo buenas noticias y malas noticias.

Lo malo : no se encuentra el amor con una timidez enfermiza. Los encantadores príncipes modernos no se enamoran de las chicas incapaces de soportar la más mínima mirada.

La buena : la timidez no existe. La timidez, una profecía autocumplida. Una profecía autocumplida es una descripción que haces de ti misma con la que te conformas.

  • Ejemplo: te dices a ti misma que eres tímida. Tu cerebro odia discutir contigo. Por tanto, le ayudará a acercarse a un comportamiento más tímido. Así, tendrás la confirmación de tu timidez. Imposible tener otra imagen tuya.

Si asumes que es tu naturaleza el ser tímido, no tienes ninguna posibilidad de salir de esta desventaja.

(Sí, la timidez puede convertirse en una verdadera desventaja social, si eres tímida lo sabes mejor que yo).

Otra buena noticia es que la timidez NO es un rasgo. No eres tú. Esto no es lo que te define a TI. Tu identidad no es una “experta en timidez”.

La timidez es un comportamiento que usamos en la sociedad porque no sabemos cómo hacerlo de otra manera. Como prueba, cuando estás sola en casa, no eres tímida.

A fuerza de utilizar un comportamiento, terminamos definiéndonos a través de él. Para salir de esto, tienes que empezar por admitir la primera evidencia: tu timidez es un comportamiento que ELIGES , a falta de otro.

Tercera buena noticia : podemos volver a este tipo de elección.

La timidez es solo el miedo al fracaso
La timidez es cómoda.
BUENO. Allí puedes lanzar tus guijarros. Pero no demasiado fuerte. El artículo no está terminado, guarde algo de energía para más adelante.

  • A pesar de sus inconvenientes (ciertamente muchos), la timidez tiene UNA ventaja. Con él, evitamos cualquier riesgo. La timidez es, por tanto, excesiva precaución.

Imagínate, te gusta un chico. Te dices a ti mismA ” Soy demasiado tímidA para acercarme “. Tiene una “buena” razón para no dar el paso. Evitas, entonces, un rechazo.

Ciertamente, si lo intentas, puede enfrentar el rechazo. PERO, tendrás menos miedo de comenzar. Entonces lo intentarás de nuevo. Y cuanto más lo intentes, más probabilidades tendrás de tener éxito.

Y cuanto más lo logras, más lo intentas y menos tímida serás. ( Círculo virtuoso, BIIIEN. )

No es porque las cosas sean difíciles por lo que no nos atrevemos. Es porque no nos atrevemos a que sean difíciles“.
Séneca, un buen tipo, digan lo que digan.

No atreverse a hablarle a un chico te protege del rechazo, pero también del éxito. Quien dice que menos éxito dice menos confianza en uno mismo. Y te atreverás aún menos. (Círculo vicioso, NO BIIIEN.)

¿Cómo romper el círculo vicioso de la timidez?

Confesión minuciosa. (Lo aprovechamos, es raro).

En la universidad, era enfermizamente tímida. Especialmente con las personas que tenían un poco de pelo en la barbilla (a excepción de mi profesor de matemáticas).

Me gustaba un chico. Peor aún, un chico POPULAR.

  • No sé qué mosca me picó, pero decidí acercarme a el. Para hacer esto, me aprendí de memoria su horario y un pequeño discurso.

El día que planeaba acercarme a él, la fecha marcada en mi diario un mes antes, caminaba muy por delante de mí, para irse a casa. Así que corrí hacia él, para encontrarme sin aliento, sudorosa, tartamudeando, con un temblor enfermizo en mis piernas. De una vez, dije:

– Te encuentro muy interesante, me gustaría conocerte mejor.

– Uh. Está bien, si quieres, ¿podemos ser amigos?

– NO ! No no no ! ¡No corrí como un monstruo, para ser tu amigo!

РEs apresurado, puedo tomar tu n̼mero y te llevar̩ a casa ma̱ana.

Al día siguiente nos abrazamos y nuestra larga y seria historia de amor duró una semana entera.

  • El único secreto para salir de la timidez: atreverse con una primera dosis de valor. Independientemente del resultado.

¡Demuéstrese a sí misma que tiene el coraje de sobra! Tienes que convencerte a ti misma.

Desde ese día, en cada situación intimidante, recuerdo la valentía de la chico de 14 años que era, y me atrevo. Y pasé algunas verguenzas, frustraciones tontas, rechazos, ¿y qué? NO ES EL FIN.

Timidez, ¿cómo cambiar?

1. Nos repetimos : “ No soy una chica tímida. Tengo miedo, pero mi miedo es NORMAL. ¿Quién no tiene miedo de ser rechazada? PERO el miedo no quita el peligro. Mejor afrontar el peligro que huir de él . “

2. Elegimos un desafío y una fecha de realización : acercarnos a un chico, probar las citas rápidas , probar que tan coqueta puedes ser )

3. Sea cual sea el resultado, estamos felices de haberlo intentado. (Consíguete un regalo para conmemorar la ocasión)

4. Analizamos lo que pasó, lo que podríamos haber hecho mejor.
(Los comentarios están ahí para eso, abusa de ello, es gratis ^^)

5. Y empezamos de nuevo, una y otra vez . Hasta que te miras en el espejo y te dices: “  No soy una chica tímida. Soy una chica que tiene miedos “normales” a los que se enfrenta ”.

Y por amor, claro que vale la pena dar el primer paso. Así que, ¿cuál será tu primer desafío? ¿Cómo planeas lograrlo?